La pasarela más larga

Finalizó la V Pasarela Larios Fashion week 2015.

Dos días de defiles en la pasarela más larga del mundo, 350 metros de la preciosa calle Larios de Málaga.Un evento organizado por Nueva Moda Producciones y apoyado por el Ayuntamiento de Málaga y las cofradías.

Grandes diseñadores  de alta costura  y diseñadores noveles se dan cita para mostrar sus creaciones. Durante dos días Málaga se entrega a la moda y se viste de gala en su calle más emblemática.larios de nocheDaniel-Diaz-Fotografia-Pasarela-Larios-2014-1024x683Lara&Bedmar

Jorge Sánchez

modelo

bartolomé Barrera

Adiós verano.

ADIÓS VERANO. HOLA PRIMAVERA

El verano está a punto de finalizar,  las lluvias anuncian el otoño, pero en el sur, el calor persiste. Es mi temporada favorita, la temperatura es ideal para pasear, barbacoas, terrazas, para relajarte en la playa o  incluso para  Ir a trabajar. Nos  cuesta decir adiós al verano y lo hacemos lentamente.

En otras partes del mundo , saludan a la primavera con ganas. Para unos y otros os dejo este vestido amarillo.Al trabajo de amarillo

Vestido amarillo cremalleraA trabajar

amarillo y blanco

Las víctimas no pueden

Cuando un psicópata las elige

Este verano ha sido dramático en violencia de género. El  discurso de políticos va en torno a los medios que se necesitan, la protección de las víctimas y en la denuncia.  Me llama poderosamente la atención que, una gran parte de la población, mientras desean que el verdugo se pudra en la cárcel (deseo unánime y normal), no entiende el por que esas mujeres no pusieron los medios o no vieron lo peligroso que era su pareja o novio. Y es entonces, cuando dicen aquello de yo jamás consentiría que me controlen, vivir con un maltratador…etc. Y dejan entrever que las víctimas pertenecen a un grupo débil de mujeres, fáciles de manipular y someter.   No hay un perfil para las víctimas, diferentes edades y niveles socioculturales, pero si uno para el maltratador.

El maltratador no se presenta a una chica propinándole un bofetón, ni le dice a partir de ahora harás lo que yo te diga y te amargaré la vida o te la arrebataré. Muchos maltratadores no lo son de obra, no pegan, no dejan huella física, ¿pueden condenarlos?.

Esta semana en el programa de “Policías en Acción”, una joven había tenido una pelea con su novio, no era la primera. Una amable señora le decía a la chica que tenía que irse a casa con su familia, que dejara al novio, que si una relación te hace daño es mejor acabarla. Los agentes, por su parte, también la conminaron a hacer lo mismo, le preguntaron si el novio le había pegado y ella lo negó, confirmándolo la falta de señales de violencia. No podían detener al novio y la chica no iba a presentar denuncia.

 Mi amigo y afamado profesor Vicente Garrido, Psicólogo y criminólogo (uno de los mejores especialistas en psicopatía), sostiene que si un maltratador quiere acabar con su víctima lo hará. No importa las denuncias o medidas que se tomen, al menos claro, que lleves un escolta las 24 horas.

 Una gran parte de los maltratadores, son psicópatas integrados –Recomiendo estos libros de Vicente Garrido: Psicópata…. y Amores que Matan– . No sienten empatía, no tienen sentimientos, son amorales, egocéntricos, solo  les preocupa su persona y sus deseos  y sobretodo son  unos grandes manipuladores. Si unimos la maestría en la manipulación a que suelen ser personas encantadoras y con carisma, cualquiera que se cruce en su vida acabará sometido a sus artimañas y mentiras. No importa la fortaleza de la persona o la educación,  desde los compañeros de trabajo hasta los propios hijos,  todos sufrirán, sin saber realmente el motivo ni la causa de ese dolor.

No soportan que su status  se altere,  que se interpongan en su camino, que les contradigan. No olvidemos que no sienten empatía y carecen de sentimientos, pueden infligir dolor sin inmutarse, sin embargo, el más mínimo desaire es una gran ofensa que jamás perdonarán. La manipulación anula a la otra persona, pasa a depender totalmente de el manipulador. Desde fuera y con tiempo  los allegados pueden intuir que algo va mal, pero la víctima no lo ve,  a pesar que se lo repitan una y otra vez.

Sabiendo esto, si conoces a alguien que creas que tiene una relación tóxica, si sospechas que sufre algún tipo de maltrato, no le des discursos, no esperes que ella denuncie, hazlo tú. Ella posiblemente no pueda porque un psicópata se cruzó en su camino.

Regreso al trabajo

lacitosDe vuelta a la normalidad, al trabajo. Todavía hace mucho calor. Este vestido suelto, simple, con dos lacitos delanteros que le dan forma, es ideal para estar cómoda y no sentirte apretada.

2015-08-24 17.48.48

Lo combino con un bolso fucsia de mi diseñadora favorita, Purificación García.

2015-08-24 17.46.26

En la foto no se perciben, pero el vestido lleva los pespuntes en fucsia.

2015-08-24 17.47.53

El vestido es muy simple , pero muy cómodo.

blanco, fucsia

LUCIR BRONCEADO

¿QUÉ LOOK TE GUSTA MÁS?

Shorts o vestido

Luciendo bronceado

Divina en blanco    Mi hermana con un look muy alegre y favorecedor.

Blanco y naranja

Los Shorts rotos, le sientan muy bien.

20150808_102926

Mini vestido blanco, ideal para cualquier hora.

Super chic

Delicado y juvenil.

20150808_103932

¿ De día o de noche?

Mini vestido encaje

Sexi  y guapa a cualquier edad

2015-08-17 16.07.56

Me encanta

En busca de la felicicdad

Últimamente estoy tan ocupada que apenas tengo   tiempo para publicar  en el blog. Entre otras  muchas   cosas,     colaboro con la web  Cuestionandote.com escribiendo sobre viajes y temas variados .  Así que he pedido a mi amigo Diego Ortega, psicólogo y colaborador de la misma web, que me “prestara” uno de sus artículos publicados hace un tiempo. Espero que lo disfrutéis tanto como yo.

EN BUSCA DE LA FELICIDAD…

  • ¿Es feliz?

  • No, en absoluto. A veces estoy feliz. Pero no soy feliz. Creo que ese estado solo puede alcanzarse a través de una disciplina mental muy desarrollada, o como consecuencia de una lesión cerebral. Supongo que ahora no soy feliz porque, como ser vivo, no estoy diseñado para serlo. La naturaleza no suele sacar nada en claro de la felicidad; es mucho más constructiva y solidaria la insatisfacción.

Fue esta respuesta dada por el director de cine Nacho Vigalondo en una entrevista para Cuestionandote.com la que me hizo reflexionar acerca de este tema y creo que es de recibo reflejarla como punto de partida de este viaje a través de mis letras en el que intentaré a la par que ustedes buscar el camino de la felicidad… si es que lo hay.

Si atendemos a lo que dice la RAE de la palabra felicidad vemos que en su primera acepción la define como “estado del ánimo que se complace en la posesión de un bien”. Leído esto no me queda otra cosa que sonreír tímidamente puesto que creo firmemente que es precisamente lo que nos hace paradójicamente infelices. Quizá sea la permanente y continua persecución de ese bien (pongan ustedes aquí a la pareja perfecta, un trabajo mejor, unas vacaciones de ensueño…) lo que nos impide serlo. Y si a esto le unimos la tendencia general que tenemos de focalizar todas nuestras energías en lo que va mal en lugar de valorar mucho más el gran universo de lo sencillo pues…

Por supuesto que aquí entrarán en juego los valores en los que hemos sido educados, nuestra personalidad, nuestro carácter… pero estarán conmigo en que incluso hasta al que se levanta con el pie derecho, canta en la ducha y no se agobia por tardar una hora en llegar a su trabajo por culpa de un atasco le cuesta acabar el día optimista, alegre y por ende, feliz. Es innegable además, que pasamos los segundos, los minutos, las horas, los días, las semanas, los meses e incluso los años, haciendo listas, marcándonos retos, cumpliendo objetivos… sin darnos cuenta que todo esto aunque si bien por un lado nos ayuda a crecer, a mejorar y a llevar una vida en definitiva más ordenada, por otro nos aleja de vivir el presente, de apreciar y disfrutar del aquí y el ahora. La felicidad ha de estar fundamentada en algo interno; somos nosotros los que debemos ser o intentar ser felices independientemente de lo que tengamos puesto que cuando tachemos la décima cosa de esa lista con todo aquello que nos hará infinitamente felices haremos otra nueva con veinte más que nos impedirá disfrutar de lo logrado y, por lo tanto, el círculo jamás acabará de cerrarse. Primero con mucha ilusión nos sacamos el carnet de conducir y nos vale con intentar con gran esfuerzo comprarnos un cochecito de segunda mano que enseguida se nos queda pequeño y pensamos que sería mejor comprarnos ese Seat último modelo que evidentemente desearemos cambiar tan pronto como podamos por un Audi y… suma y sigue. Es un mero ejemplo y seguramente algo extremo pero que creo que ilustra perfectamente nuestra manera de sentir y actuar sin darnos cuenta, tristemente, que aún sin coche deberíamos seguir siendo igualmente dichosos.

¿Cómo ser por tanto, felices? Pues siendo plenamente conscientes de que independientemente de lo complicadas que sean las circunstancias externas que nos toque vivir mi estado interior lo decido yo y YO y solo YO decido ser feliz. Tener una sonrisa hoy en día es raro y está incluso sobrevalorado. Está claro que la “norma” aconseja anclarse en la pena y el drama ya que instalados en el victimismo hoy por hoy se funciona mejor pero… ¿No les gustaría ser diferentes? Pues… cuando abran la puerta del armario por la mañana y escojan la corbata o el bolso que llevarán, mírense en el espejo y no se olviden de pintarse una sonrisa😉 Les aseguro que su vida aunque no sea más fácil, será… mejor. Es su elección sentirse bien o mal y ahí no me voy a meter ya que el derecho a la pataleta, a la frustración, a la desesperanza… lo tenemos todos pero… si está demostrado que esta manera de sentir no nos ayuda y además, nos hace perder energías quizás sea el momento de cambiar de estrategia ¿no? Hagan, si quieren, una lista de veinte o veinticinco cosas que van bien en su vida y verán como son conscientes en ese preciso momento de que todo va mucho mejor de lo que piensan y, si no es así, tampoco se agobien porque aunque suene a tópico es bien cierto que tras la tormenta por muy intensa que sea, siempre, SIEMPRE sale el sol y de hecho, es esto en lo que consiste el camino de vivir. Habrá momentos buenos, malos y regulares, situaciones más y menos felices pero si aceptamos nuestra vida como es, intentando mejorar sí pero sin perder el objetivo principal de disfrutar de nuestro día a día, seremos no sé si permanente felices ya que en mi modesta opinión eso es algo cíclico pero desde luego viviremos muchoooooo más alegres y créanme que esto, ya es mucho.

This WordPress.com Moda e intereses de la mujer de 50 años

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 12.215 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: